Admisión de cinco laicos en la fraternidad de El Olivar, Madrid

Imagen: 
Admisión de cinco laicos en la fraternidad de El Olivar, Madrid
Cuerpo: 

El domingo 18 de diciembre, dentro del año del Jubileo 800 años de la Orden de Predicadores, cinco jóvenes solicitaron la entrada en las fraternidades laicales de los dominicos.

“Formar parte de la Familia Dominicana, por la misericordia de Dios y la vuestra”, con estas palabras Lara Anthony, José Alberto de Blas, Teresa Hernández, Andrés Rodríguez y Santi Vedrí solicitaron a la presidenta de la Fraternidad del Santo Cristo del Olivar, Dña. Ramona García OP, la admisión en dicha comunidad. Con esta ceremonia comienzan el año de experiencia y formación previo a la promesa.

Fray Vicente Niño OP, recién nombrado promotor de la fraternidad, dio la enhorabuena a nuevos miembros. En su homilía habló de que con Dios la vida es mejor y de que soñar de verdad no siempre es fácil, requiere preparación para acoger los sueños, para que éstos se hagan realidad. Lara, José Alberto, Teresa, Andrés y Santi ya llevan mucho tiempo preparándose dentro de la Familia Dominicana, en el Movimiento Juvenil Dominicano, unos antes y otros después. Un camino recorrido en el que han optado por ser dominicos, por ser predicadores. “Y que esta familia que ya os acogió como jóvenes, y hoy os vuelve a abrir las puertas de la misión y la identidad compartida, sea para vosotros apoyo, ayuda, experiencia de fraternidad y sobre todo experiencia de Dios”.

La Eucaristía fue presidida por el prior provincial de Hispania, fray Jesús Díaz Sariego, quien al terminar la celebración dijo a los nuevos hermanos de la fraternidad que tras este año de Jubileo, de haber mirado al pasado y haber proyectado el futuro de la Orden, toca “ponerse las pilas” y trabajar duro. Estuvo presente también fray Francisco Rodríguez Fassio, promotor provincial de los laicos; fray Ángel Fariña, asesor religioso del Movimiento Juvenil Dominicano, además de muchos otros frailes, jóvenes del MJD, laicos y hermanas.

La fecha elegida es un momento muy especial, ya que la Orden está en pleno año Jubilar, celebrando los 800 años de su aprobación. Por la mañana, también en Madrid, tuvo lugar la clausura del VII centenario en España, con una Eucaristía a la que asistieron miembros de todas las ramas de familia dominicana de diferentes puntos de España.

En las preces, los nuevos laicos, tuvieron una petición muy significativa por el MJD: “Te pedimos también por el Movimiento Juvenil Dominicano al que hemos pertenecido tanto tiempo. Para que siga adelante con fuerza, creciendo y dando tantos frutos dentro de la Familia Dominicana”.

 

(21 de diciembre de 2016)