CULMINA EL ENCUENTRO MUNDIAL DE JÓVENES DOMINICOS EN BOGOTÁ

Imagen: 
Cuerpo: 

La experiencia de vivir la fe en la realidad concreta de la Iglesia en Colombia sirvió como horizonte para el encuentro que tuvo como tema central la denominación de “MUISCA: Soy yo en persona” en referencia a uno de los grupos indígenas que históricamente habitaron la geografía colombiana y al reconocimiento que a la persona, en su valor integral, otorgaron en su cosmovisión como un testimonio orientador para el quehacer de los jóvenes dominicos en Colombia y en el mundo.

En esta perspectiva el encuentro contó con la participación de unos 200 jóvenes, quienes han caminado desde diversas y lejanas regiones de Colombia y del mundo para celebrar la fe. Los acompañaron el Maestro de la Orden, Fr. Bruno Cadoré OP, algunos religiosos de la Curia General, miembros que constituyen la Comisión Internacional del MJD, y finalmente  la familia dominicana de Colombia, quienes han servido de apoyo al desarrollo del encuentro que se llevó a cabo en el Campus San Alberto Magno de la Universidad Santo Tomás, lugar de estudios en la bella y extensa sabana de Bogotá.

Los elementos centrales del encuentro propiciaron una mirada crítica a los fenómenos juveniles, el conocimiento de los principales proyectos de la Orden y la responsabilidad que los jóvenes pueden asumir en la dinámica actual de la Iglesia y de las comunidades particulares en las que ellos se encuentran. A su vez, el encuentro permitió vivir los fundamentos de la Orden, en la experiencia de  Oración, Estudio, Vida fraterna y Predicación. Los jóvenes compartieron la peregrinación al Santuario Mariano Nacional de Nuestra Señora de Chiquinquirá, y la realidad de la misión en algunos de los lugares en los cuales  los dominicos de Colombia comparten su proyecto con los más necesitados de la sociedad.

Al finalizar el encuentro, se resaltó la esperanza de reconocer que mientras los jóvenes comprendan su responsabilidad cada vez más creciente en la vida de la Orden, las personas que encarnan la Palabra en el modo de vida dominicano, podrán encontrar en los nuevos actores un futuro en el que la acción de Dios seguirá presente en la transformación de sus realidades. “Comprendo que tengo otros hermanos, en otros lugares, haciendo otras cosas, pero construyendo conmigo una manera de hacer comunidad de fe… con mis problemas y mis sueños…” fue el testimonio de Andrea, una de las participantes al culminar el encuentro.

Fotos - http://www.flickr.com/photos/orderofpreachers/sets/72157634555680893/

Crónica e imágenes aportadas por fray Jorge Ferdinando Rodriguez Ruiz, O.P,
Provincia de San Luis Bertrán de Colombia
(17 de julio de 2013)