HOY EL RETO DEL AMOR ES PREGUNTAR A UN SACERDOTE O CONSAGRADO UNA DUDA, INQUIETUD O CURIOSIDAD QUE TENGAS EN EL CORAZÓN

Hola, buenos días, hoy Lety nos lleva al Señor. Que pases un feliz día.

PREGUNTAS

Este verano estamos recibiendo muchas visitas. En ellas siempre vemos a Cristo, porque estamos convencidas de que al convento viene no el que quiere venir, sino el que trae el Señor. Por eso, cada persona que llega hasta aquí, es una bendición para nosotras.
Lo primero que hacemos en el locutorio es presentarnos, diciendo nuestro nombre y edad para que, los que nos vengan a ver, puedan identificarnos (muchos nos leen por la mañana, pero nunca nos han visto).
Después pasamos a explicar que nunca preparamos las visitas, no llevamos un guion de lo que vamos a hablar, sino que dejamos que el Señor guíe este rato de compartir. Por ello, les indicamos que nos dejamos preguntar lo que quieran, porque somos conscientes de que, al entrar en un monasterio, surgen un montón de preguntas, dudas… y empezamos a dialogar sobre lo que llevan en el corazón.
Estoy segura de que a más de uno de los que me estáis leyendo os gustaría preguntarnos algo. Porque todos llevamos miedos, dudas, interrogantes en el corazón sobre nuestra fe, sobre Jesús, sobre las virtudes… muchas veces nos preguntamos qué podemos hacer para perdonar, porque no sabemos ni podemos.
Muchas de las respuestas a nuestras preguntas no son humanas, solo Cristo puede calmar tu corazón de dudas de fe que puedas tener, miedo ante el futuro… solo Él te dará la confianza para caminar. Él te da una paz que nada ni nadie te la quitan.
Sin embargo, Cristo ha querido que entre nosotros podamos darnos luz para caminar, que podamos ayudarnos unos a otros con nuestra experiencia. Y, dado que el Señor nos pide que compartamos nuestras vivencias, te voy a dejar un correo electrónico para que me puedas preguntar lo que quieras. Solo una cosa: no te aseguro responderte pronto, pero llegará.

El tema del correo es: “¿Qué preguntarías a una monja de clausura?”

Mail: vivedecristoevangelizacion@gmail.com

Hoy el reto del amor es preguntar a un sacerdote o consagrado una duda, inquietud o curiosidad que tengas en el corazón.

VIVE DE CRISTO

¡Feliz día!